twitterfacebookgooglexinglinkedin

La bacteria E. Coli llevará la poesía en los genes

La bacteria E. Coli llevará la poesía en los genes

El poeta experimental canadiense Christian Bök ha recibido, por primera vez en once años, los frutos de su más atrevido y costoso proyecto hasta la fecha: escribir un poema en una secuencia de ADN.

Según la revista canadiense Macleans, el poeta concibió la idea al leer un artículo sobre dos científicos estadounidenses, que codificaron la letra de la canción “It’s a small world after all” (“Un pequeño mundo es”) dentro del genoma de una bacteria.

Tras numerosos intentos y fracasos, la bacteria E. Coli continuaba rechazando la inclusión de la secuencia escrita por Bök, lo que el poeta describió con humor: “En vez de crear el primer microbio escritor, he creado el primer microbio crítico literario”.

El proyecto constató su primer éxito en octubre de 2012, cuando la bacteria sintetizó la primera proteína producto de la inserción. Bök prevé que el experimento, conocido como “Xenotext”, esté completado en 2014, publicándose el poema codificado en papel el mismo año.

Este proyecto le ha costado al renombrado profesor de la Universidad de Calgary cerca de 120.000 dólares, más de una década de esfuerzo y una disciplina constante autodidacta respecto a campos de estudio como la ingeniería genética o la bioquímica.

Se espera que el proyecto “Xenotext” vea la luz en poco tiempo, manteniéndose la pregunta de quiénes serán los encargados de traducir tan ambiguo poema.

e-coli-streptococci[1]

Written by editor