twitterfacebookgooglexinglinkedin

ADEMÁS DEL INGLÉS, ¿QUÉ TRES IDIOMAS MÁS PUEDEN FACILITAR EL ACCESO A UN EMPLEO?

ADEMÁS DEL INGLÉS, ¿QUÉ TRES IDIOMAS MÁS PUEDEN FACILITAR EL ACCESO A UN EMPLEO?

La relación entre el dominio de idiomas y el nivel de empleabilidad es directa, ya que los candidatos que conocen más lenguas extranjeras cuentan con más posibilidades de encontrar y de acceder a un empleo que aquellos que no poseen esos conocimientos. Sin embargo, sobre los idiomas que abren las puertas del mundo laboral siempre se ha dicho mucho aunque, excepto con el inglés, no existe un consenso para determinar aquellos que más elevan la empleabilidad: así, diversos expertos señalan que todo depende de la actividad profesional y de la empresa en la que el candidato vaya a trabajar.

Una falta de unanimidad de criterios que, actualmente, parece llegar a su fin con una investigación llevada a cabo por el Centre for Economics and Business Research and Opinion en colaboración con el aeropuerto de Heathrow, que ha identificado los tres idiomas que son claves para que un niño en Gran Bretaña impulse su carrera laboral, tenga mejores oportunidades y mayor éxito profesional en la vida adulta, y así pueda transformarse en un Chief Executive Officer o Director ejecutivo (CEO): unas lenguas extranjeras que coinciden, en concreto, con el francés, el alemán y el chino mandarín.

Tres lenguajes que el estudio refleja que los niños tienen que aprender si quieren tener éxito en los próximos diez años y maximizar sus oportunidades de empleo, debido al impacto económico que se estima que las economías de esos países tendrán sobre el PIB mundial. El estudio ha sido elaborado entre más de 2.000 adultos en el Reino Unido con hijos menores de 18 años, además de llevarse a cabo una encuesta entre más de 500 líderes de negocios para conseguir información más completa.

Finalmente, la investigación también ha tenido en cuenta la opinión de los padres de los jóvenes: un 85% de ellos ha subrayado que es importante que sus hijos aprendan un segundo lenguaje y más del 25% ha afirmado que este saber de lenguas extranjeras enriquecerá las oportunidades profesionales de sus hijos y aumentará su nivel de empleabilidad. Por otra parte, y pese a reconocer estas ventajas, el 45% de los padres confiesa que su hijo no puede hablar un segundo idioma, y el 19% de los niños no tiene ningún interés en aprenderlo.

 

Esmeralda Collado

Written by editor